Oración para los difuntos

No es un secreto que día a tras día perdemos seres queridos, o nos enteramos de noticias de que algún vecino o amigo nos dejo, partió de esta tierra, Casi siempre esperamos a que fallezca para llorarle, para decirle cuanto le amábamos y llevarles flores. Recuerda que aun tenemos oportunidad de acercarnos a esa persona especial y decirle cuanto le amamos, cuanto le apreciamos.

Algunas personas dicen ¿Por qué oramos si Dios lo sabe todo? Es una de las muchas interrogantes que rodean las mentes de los seres humanos. Según la fe católica, se pueden ofrecer oraciones, sacrificios y Misas por los muertos, para que sus almas sean limpiadas de sus pecados y puedan entrar y gozar de la presencia divina de lo celestial.

La Biblia nos declara que después de la muerte viene el juicio: «Está establecido que los hombres mueran una sola vez y luego viene el juicio». Luego de la muerte sigue el juicio particular donde «cada uno recibe conforme a lo que hizo durante su vida mortal» Al fin del mundo tendrá lugar el «juicio universal» en el que Cristo vendrá en gloria y majestad a juzgar a los pueblos y naciones.

En la percepción católica reseñan que en el juicio particular se destina a cada persona a una de estas tres opciones: Cielo, Purgatorio o Infierno.

San Judas Tadeo, Apóstol y fiel compañero de nuestro Señor Jesucristo.

Tu que presenciaste la muerte de nuestro Señor y compartiste con María Santísima y los Apóstoles el dolor y la soledad que embarga los corazones al ausentarse un ser tan querido, atiéndeme en este momento de tribulación en el que he perdido a … (nombre del difunto) … quien a partido al encuentro con el Señor.

Bríndame la tranquilidad necesaria para superar este momento de tristeza y desolación, dame fuerzas para que mis oraciones y mis ruegos lleguen a Dios en favor de mi difunto … (nombre del difunto) …

Sálvame de la tristeza y guiame en este mundo a fin de seguir adelante, sin descuidar a mi familia, ni a mí mismo.

Guía Santo Apóstol a mí … (parentesco: padres, hermanos, amigos, vecinos, etc.) …, al encuentro con nuestro Padre Celestial, y aboga por él con tus oraciones e intercede a fin de que descanse en paz aquí en la tierra y de Dios goce en el cielo.

Mis oraciones hacia el Señor, no sólo por mi difunto sino por todas las almas que las necesiten, mientras el Señor me lo permita.

Amén.

Repetir la oracion a San Judas tadeo varias veces.



Quizá te interese

Deja un comentario