Quinta Estación: Simón el Cirineo ayuda a Jesús a llevar la cruz.



Es oportuno al realizar fervorosamente esta quinta estación del Vía crucis, mirar como otros quieren ayudar a Jesús en este terrible momento que está viviendo, a pesar de saber que existen hombres  malvados que solo quieren terminar con él, otros por el contrario lo aman y con su pequeñez humana se acercan para mitigar un poco su dolor.

Sigamos el ejemplo de Simón, y aunque pensemos que nuestra ayuda no es suficiente, ofrezcamos a nuestros hermanos, no sabes lo bien que se sentirán y el bien que podamos ocasionarles. No siempre es el tamaño de nuestra ayuda, sino el que estemos presentes y constantes.

A continuación la Quinta Estación del Vía crucis, Simón el Cirineo ayuda a Jesús a llevar la Cruz:

V- Te adoramos Oh Cristo y te bendecimos,

R- Que por tu Santa Cruz, redimiste al mundo.

Consideración:

Que terrible todo lo que está padeciendo el Maestro, que repudio le manifestaban los judíos y como se ensañaron cada vez más con su cuerpo, cansado y maltratado. Querían verlo morir en la Cruz, era lo que tenían planificado y al verlo ya tan agotado. Obligaron entonces a Simón el Cirineo para que fuera a su lado y le ayudará a cargar el madero tan pesado que llevaba Jesús a cuestas. Todo para no perderse el momento final que tanto deseaban, estos maldadosos e infames hombres.

¡Oh mi siempre amado Jesús!,

Acepto mi cruz,

La llevo con la fuerza que tu amor me da,

Camino  y en cada paso que doy,

Pienso en el sufrimiento que tuviste en tu pasión,

Dame fortaleza para no desmayar,

Y si caigo,

Vuélvete a levantar,

Te lo ruego,

Amén.

Seamos fieles a Nuestro Señor, recemos un Padre Nuestro con mucha devoción  y coloquemos la paz del mundo en petición.

Quinta Estación: Simón el Cirineo ayuda a Jesús a llevar la cruz.
Puntúa este artículo


Quizá te interese