Noticias cristianas

Papa visita a huérfanos para finalizar su visita cristiana por Bangladesh


Noticias Cristianas. En su último día en Bangladesh, el Papa dedicaría el día a visitar la Casa Madre Teresa y la Iglesia del Santo Rosario, sedes que serían dos grandes ejemplos de la actividad de la Iglesia católica en el país, y donde se acoge a los más necesitados, enfermos y a niños huérfanos.

huérfanos

Papa recorre instalaciones, animado por el caluroso recibimiento de sus habitantes

Cogido de la mano de dos hermosas y pequeñas niñas, el Santo Padre recorrió las instalaciones de la Casa Madre Teresa en Bangladesh, acompañado por cánticos y gritos en español de “viva el Papa” que provenían de la gente que allí esperaban la visita del Pontífice, para recibirle con el mayor entusiasmo posible. En su recorrido, saludó y conversó con las religiosas, así como con los enfermos, ancianos, niños huérfanos y necesitados que se atienden en aquella Casa.

huérfanos

También visitaría una pequeña exposición dedicada a la madre Teresa de Calcuta, quien es la fundadora de las hermanas de la Caridad y ha sido declarada santa desde el año pasado, tras un rápido proceso de canonización tan solo 19 años después de su muerte.

Papa conversa con niños huérfanos, y daría por concluida su visita por Bangladesh

Francisco también se tomaría un momento para visitar el cementerio donde están enterrados muchos de los religiosos católicos pertenecientes a este país, donde les dedicaría una oración para luego esparcir agua bendita entre las tumbas. Finalmente, algunos niños huérfanos y enfermos estarían esperando ansiosos la visita del Papa, quien entraría en las dos pequeñas salas donde estos habitaban y permanecen hospitalizados algunos de ellos, se detuvo con cada persona para ofrecer su bendición y una agradable sonrisa esperanzadora.

huérfanos

Para finalizar, después de una semana de viaje apostólico en el que ha recorrido Myanmar y Bangladesh, el Papa Francisco ha despegado del aeropuerto internacional de Daca para así regresar hoy a la capital italiana.

Dejar una respuesta