Noticias cristianas

San Sabas el Santificado. Santo del día 5 de diciembre


San Sabas el Santificado, también conocido como San Sabas de Capadocia, fue un sacerdote que vivió un estilo de vida eremita y es muy conocido por haber fundado varios monasterios.

Vocación eremítica

San Sabas nació en el año 439 en la ciudad de Cesarea de Capadocia en el Imperio Bizantino en una familia griega.

Su padre era un comandante del ejército bizantino, por lo que le encomendó el cuidado de San Sabas a un tío. Desde muy joven fue despreciado por sus familiares y no quisieron educarlo.

Decidió entonces irse a un monasterio, y en el año 457 luego de haber sido un monje ejemplar, se va a Jerusalén para aprender de los monjes de ese lugar.

Se dedicó entonces a una vida de oración y penitencia, y trabajaba para ganar dinero para ayudar a los pobres, débiles y ancianos.

Fundaciones y obras

san sabas

Deseoso de una vida en soledad, se va al desierto donde pasa cuatro años sin hablar con nadie. Regresó a Jerusalén y establece su domicilio en una gruta solitaria en el Valle de Cedrón.

En poco tiempo llegaron monjes que le pidieron ayuda para vivir en santidad y soledad, y él accedió. Así nació el monasterio «La Gran Laura de San Sabas» que es uno de los más antiguos que existen en el mundo.

A los 50 años fue ordenado sacerdote y nombrado jefe de los monjes de Tierra Santa. Fundó otros monasterios también llamados «lauras» donde se reunían los solitarios bajo un superior. Su labor tuvo mucha continuidad y su monasterio fue uno de los más influyentes.

Tuvo una lucha también contra los herejes y fue enviado a Constantinopla para convencer al emperador que no los apoyara y que favoreciera la causa de la Tierra Santa.

Murió a los 94 años, el 5 de diciembre de 532, fecha en la cual se celebra su festividad.