Noticias cristianas

San Isidoro de Sevilla. Santo del día 26 de abril.


San Isidoro de Sevilla. Obispo, confesor y doctor de la iglesia, ejerció como arzobispo de Sevilla durante los años 599 al 636, siendo sucesor de su hermano, San Leandro, en dicha sede arzobispal. Fue uno de los grandes obispos del siglo VII. Es el santo que conmemoramos el 26 de abril.

san isidoro de sevilla

San Isidro de Sevilla, nació hacia el año 556 en Cartagena, España, en las costas del mar Mediterráneo. Fue versado en todas las ciencias y considerado como el hombre más sabio de su tiempo; junto con Casiodoro y Boecio, fue apreciado como uno de los maestros mas estudiados de la Edad Media. La erudición de San Isidoro es quizá, uno de los más preciados legados para engrandecer la fe cristiana como pilar fundamental en la construcción de la iglesia moderna.

Su más destacada ocupación, fue la armoniosa incorporación de los Visigodos, aún siendo su hermano, regente de esa casa real, que llevaría, de manera ordenada y pacífica, al abandono del arrianismo, procurando la conversión cristiana, impulso que extendió y consolidó, tras la muerte de su hermano en el año 599.

san isidoro de sevilla

La participación de San Isidoro en el Segundo Concilio Provincial de Bética, antigua región del Imperio Romano, (Sevilla), resultó determinante en la defensa de la naturaleza de Cristo, en armonía sólida con los acuerdos  tomados en los concilios de Nicea (del año 325) y el de Constantinopla (en 381), que echaron por tierra las concepciones arriánicas, a las cuales San Isidoro se opuso, pero con tal maestría, que le valieron el agradecimiento y exaltación de la Iglesia por su gran contribución en la solidez de la fe cristiana.

Aunque los aportes de San Isidoro al mundo cristiano y al clero en general se centraron en aspectos religiosos, también fue rico en desarrollo científico y político. Fue el primero en sustentar las bases para la integración del Poder espiritual y el poder real, y la autonomía de la iglesia, pero sujeta en armonía con el poder que emana de los Reyes, como una concesión divina de Dios para ordenar el gobierno sobre los pueblos.

San Isidoro murió en el año 636 en Sevilla, siendo canonizado por el Papa Inocencio XIII en 1722 siendo proclamado igualmente como Doctor de la Iglesia.