Noticias cristianas

San Enrique de Ossó. Santo del día 27 de enero.


San Enrique de Ossó. Fue un destacado sacerdote español del siglo XIX, quien dedicó gran parte de su vida como Clérigo a la educación, enseñanza y difusión de la fe católica, mediante la entrega de los valores cristianos esenciales, siendo precursor y fundador de la Orden de las Hermanas de la compañía de Santa Teresa de Jesús. Es el santo que conmemoramos el 27 de enero.

san enrique

San Enrique de Ossó, nació el 16 de octubre del año 1840, en Vinebre, provincia de Tarragona, y desde muy chico, por influencia de su madre, se inclinó de modo espiritual y vocacional a la educación religiosa y al sacerdocio. Desde su infancia, este cristiano ejemplar, se vio obligado a trabajar, tras la pérdida de su madre, por causa de una enfermedad, sin embargo, su vocación y su fe, le llevaron a ingresar en el Seminario de Tortosa, cuando solo contaba con 14 años.

Fueron muchas y prolíficas las obras emprendidas por San Enrique de Ossó en pro de la enseñanza, no tan solo académicas, como profesor de matemática y física en el mismo Seminario de Tortosa, sino también, vocacionales, en la difusión de catequesis, actividad que reforzó con la escritura y publicación de literatura muy extensa, así como en la elaboración de guías prácticas para la instrucción del catecismo.

san enrique

Su devoción y admiración por Santa Teresa del Ávila, a cuya vida dedicó largas horas de estudio y admiración, forjaron el carácter e inspiraron la obra espiritual y vocacional de San Enrique de Ossó, quien, por su formación, se constituyó en forjador y fundador de múltiples congregaciones marianas, y asociaciones cristianas como “las Hijas de María Inmaculada y de Santa Teresa de Jesús”, así como grupos que propiciaban la enseñanza el apego a la vida espiritual.

La vida y obras de San Enrique de Ossó, se vieron centradas y orientadas a través del Movimiento Teresiano de Apostolado, llevando la enseñanza del catecismo y los valores fundados en la fe católica a todos los niveles sociales.  Falleció el 27 de enero de 1896, en la ciudad de Gilet, en Valencia. Fue canonizado el 16 de junio de 1993.