Noticias cristianas

Santa Mónica de Hipona. Santo del día 27 de agosto.


Santa Mónica de Hipona. Cristiana y madre de San Agustín de Hipona, es la santa que celebramos el día 27 de agosto. Fue un modelo de madre cristiana que se dedicó a la educación de sus hijos en la fe. Nació en la actual Argelia, dentro de una familia devota en la fe cristiana.

santa mónica

A pesar de que Santa Mónica deseaba dedicarse a la vida religiosa, a la oración y soledad, sus padres decidieron que debía desposar a un hombre que habría pedido su mano, llamado Patricio. Este sería un gran reto para Santa Mónica, pues Patricio era conocido por su mal genio, un pecador mujeriego y además, pagano. Muy poco interés tenía por la vida espiritual, e hizo sufrir mucho a Mónica desde sus primeros años de vida marital.

De aquel matrimonio, Mónica dio a luz a tres bellos hijos, a los cuales amó con todo su corazón. Su hijo mayor, Agustín, fue su dolor de cabeza por muchos años. A pesar de que Mónica no llevaba la vida que ella hubiera deseado, sabía que era la voluntad de Dios que ella se encontrara ahí en ese momento. Mónica sin duda era un ejemplo no sólo de esposa y madre, sino de verdadera cristiana. A pesar del mal genio de su esposo, quien sólo se dedicaba a reprenderla y regañarla, jamás llegó a golpearla, y esto era porque Mónica era astuta, y seguía al pie de la letra las enseñanzas de Jesús.

santa mónica

Cuando su esposo levantaba la voz, Mónica acostumbraba a callar, sabía que su silencio, era la opción más sabia para conseguir la paz en el hogar. Y en efecto, el hecho de que su esposa hiciera oídos sordos a sus ataques de ira, calmaba por completo a Patricio.

Con años de paciencia y dedicación, Mónica lograría la conversión de su esposo y dos de sus hijos. En cuando a Agustín, fue un poco más complicado, pero él mismo encontraría su camino de vuelta al Señor. Viéndose cumplida su misión, Mónica, ya en paz consigo misma, decidió partir al Reino de los Cielos, mientras se encontraba junto al mar al lado de su querido hijo, le pide a Dios su eterno descanso.